Icono del sitio José Luis Serrano

Realidad, solidaridad e igualdad

Hoy en Madrid listo para la V Carrera Solidaria de Real Madrid. Hace tiempo decidí que el tren es el mejor medio para acceder a la capital de España y evitar así los quebraderos de cabeza para encontrar aparcamiento y otras muchas peleas con el coche.

El asiento de atrás de un taxi es un ángulo perfecto para un franco-observador como yo. Me encanta ver los contrastes, jugar a suponer cómo es la existencia de cada individuo y su grado de felicidad. En Madrid, hay una alta densidad de contrastes.

Enfoco con mi cámara para capturar el rayo del sol sobre los hielos y vidrios de las copas y los encendidos colores de las flores sobre las mesas pero te das cuenta que que en el mismo encuadre se han colado gestos de frío, dolor y desesperanza.

La carrera será mañana. No suelo correr este tipo de distancias fuera de mi ciudad pero esta

Apodemia es un nombre poco común que despierta curiosidad ya desde la primera vez que se escucha. Se trata de una mariposa de espíritu viajero y luchador que se caracteriza porque anualmente realiza una migración desde Brasil hasta Canadá.

es una carrera solidaria y no lo pensé demasiado. Sin embargo, hay algo que me sorprende. No he conseguido saber qué tipo de solidaridad y a qué proyecto se destinarán los fondos recaudados. No se trata de desconfianza porque estoy seguro que una entidad como el Real Madrid hace bien las cosas. Solo que entiendo que este tipo de información debería explicitarse en el folleto del evento o en su web. Queda lejos de casa, pero soy de los que cree que hay que aprovechar las oportunidades que vengan para construir sociedad. Además, no cabe duda que disfrutaré corriendo por las esas calles de Madrid tan anegadas siempre por el tráfico. Hoy el día ha sido espectacular en lo climatológico y todo parece indicar que mañana será igual.

No sé por qué razón tengo interiorizada la sensación de que cada trayecto es una especie de historia de la que obtendré un aprendizaje. Me pasa con los viajes, los paseos, los entrenos, etc.. Me encuentro con secuencias que me transmiten ideas y de las que estoy convencido que me quieren decir algo importante. Las capturo inmediatamente y las conservo. Esta manera de ir por la vida me ha generado en ocasiones algún problemilla porque se me va el santo al cielo y cuando vuelve a bajar me doy cuenta de que me olvidé de asuntos importantes que tenía que haber dejado hechos. Lo cierto es que disfruto mucho permaneciendo en esa otra realidad paralela y en cuyas estancias me siento muy satisfecho.

Pero la realidad es tozuda y la de twitter es sintomática de las realidades de cada persona. Las tendencias de hoy las componen la de #TomBrady, jugador de fútbol americano que anuncia su retirada y la de #ChanelAEurovision, festival de Benidorm del que resultará nuestro representante en este mítico certamen de Eurovision. Vuelve el conflicto en Ucrania al primer lugar de las noticias mas comentadas. El Pentágono insta a Rusia a comprometerse con una salida diplomática al conflicto. Por más que analicemos, todo el mundo sabe que no imperará la razón, sino intereses imperialistas que nada tienen que ver con la justicia, la solidaridad, ni ningún otro valor noble. Y la segunda noticia más comentada a la hora en que escribo este post viene de la mano de Irene Montero, que al parecer ha manifestado que a los hombres nos dan miedo las tetas de una mujer. Bueno, podría hacer un chiste fácil porque estas declaraciones así tan generales y rimbombantes se prestan a comentarios. Tengo mucho respeto a la lucha feminista y mujeres en mi entorno que quiero y protejo, por tanto debo decir que quizás no sea miedo, sino cierta parálisis. Se entiende que al igual que cuando un hombre dice que «lo hace por sus cojones«, la mujer puede referirse a algo parecido cuando dice que «pone las tetas encima de la mesa«. Ningún hombre que se precie tiene miedo de unas tetas, sino respeto y admiración porque representan su complemento. Tengo claro que no solo hay que respetar, sino también proteger y velar por la igualdad.

Os dejo con mi vídeo diario, con el que tengo comprometido ciertas mejoras. Espero que sigáis aquí conmigo cuando lleguen.

Ir a la barra de herramientas